jueves, 14 de mayo de 2009

Todo va mejor con...



Una esquina bien definida, a puro color y promoción. Nicaragua y Perú. En una visita realizada a Bahía Blanca hace unos cuantos años, un reconocido arquitecto, especialista en temas patrimoniales, contó una historia que él ubicó en Montevideo. Un vecino iba a pintar el frente de su casa en un color fuerte. Visitó entonces a quien vivía enfrente y le preguntó si le gustaba el color. "Es su casa, es su decisión", manifestó el consultado. "No, contestó el primero, es también su decisión porque usted es el que va a ver mi casa todos los días". Eso vendría a ser algo así como tener conciencia urbana. Saber que uno hace ciudad con sus intervenciones y afecta, para bien o para mal, a todo un entorno.

8 comentarios:

Lelé dijo...

¡¿Pero qué te pasa, Mario?! ¿¡Primero con los estudiantes de la zona y ahora con el sustento de mi familia!?

Mario R. Minervino dijo...

Sorry "E". No es personal.

Ricardo Raùl dijo...

Despuès de la ducha,abrimos el placard y elegimos la vestimenta...encontramos la campera negra con rayas blancas y los pantalones violeta con lunares amarillos.....y salimos a la ciudad...impactamos....a esta esquina le pasò lo mismo....los colores producen sensaciones y es el reflejo del estado de ànimo del pintor que cargò acuarelas hiperpigmentadas sobre la paleta....

Camara Viajera dijo...

Sin embargo la naturaleza sigue siendo sabia. El Corner furioso, la chispa de la vida tornada en brasa ,definitivamente, la sucursal del averno (o como quiera uno nombrar este abuso de colorado), asombra, impacta y desvía la mirada del vergonzante cielo de cables que parecen ensañarse en determinadas zonas de la ciudad, esta es una muestra. En un lugar como es Bahía co los vientos que hay y los árboles abriendose paso entre cables es un milagro que no haya más accidentes (porque los hay). Saludos. Héctor
Miren la foto ampliada y parece que van a salir chispas del monitor

Anónimo dijo...

Si el interior te impactó, entrá al boliche. Es la rotisería más bizarra que vas a encontrar, música electrónica, bolas de espejos y neones incluidos.

LUCIANO dijo...

No nos une el amor, sino EL ESPANTO...

Anónimo dijo...

Malditos zurditos !!!
Despues van a La Habana y se quedan maravillados al entrar a "la bodeguita".
No jodan!
Son los "dictadores" del buen gusto?
Que quieren? alforjas de lana, camperas verde "che" y casas viejas

Anónimo dijo...

de muy mal gusto, siempre la veo