miércoles, 4 de marzo de 2009

Hablando de tranvías

Bahía Blanca inauguró su primer servicio de tranvías urbano en 1904, uniendo las estaciones de los ferrocarriles Sud y Noroeste. Consistía en un pequeño tren, con una locomotora y un vagón, al cual en la época se lo mencionaba despectivamente como "cocina de humo". En 1910 llegó el tranvía eléctrico, administrado por la empresa del Pacífico, verdadero adelanto en materia de transporte urbano a nivel mundial, que extendió sus rieles hasta Villa Harding Green, pasando por Villa Mitre y el Policlínico (actual hospital Penna).
El servicio del tramway funcionó hasta 1938 cuando, ya en manos de las Empresas Eléctricas de Bahía Blanca, el Concejo Deliberante aprobó su desafectación por considerarlo "vetusto y antiestético", dando paso al uso de los ómnibus a nafta, verdadero sinónimo de modernidad.
El tranvía es considerado en el mundo actual modelo por excelencia de transporte urbano. Confiable, silencioso y respetuoso del medio ambiente, la mayoría de las ciudades europeas han desarrollado este sistema por sobre cualquier otra propuesta.


Tranvía en Zurich, Suiza

Valencia, España

Oslo, Noruega


Munich, Alemania.

Lyon, Francia

Londres, Inglaterra.

Dublin, Irlanda

Bruselas, Bélgica

Berlín, Alemania.

Milán, Italia.

Bilbao, España.

Bahía Blanca. El tranvía a vapor circulando por calle Chiclana: un trencito urbano en la soledad del paisaje urbano de principios del siglo XX.

No hay comentarios: