sábado, 3 de enero de 2009

Así somos


Que las empresas de servicios en nuestra ciudad hacen con sus cables los que les parece no es novedad. Pero en algunas situaciones es realmente alarmante el grado de riesgo, desprolijidad y insensatez que muestran. Es el caso de este edificio de calle Santiago del Estero al 200, donde se ve como un cable sale del medidor, arma un puente sobre la vereda e ingresa al edificio por donde se le ocurre. Una calamidad que asombraría a cualquiera de no ser que ocurre por estas tierras, donde ya nada asombra, ni preocupa, ni alarma.

1 comentario:

Ricardo Raùl dijo...

Mario : Si el sitema lo permite...està todo bien. Debemos legislar para que los edificios NO SE OCUPEN HASTA QUE NO CUENTEN CON TODAS, SI TODAS LAS FINALES DE OBRA DE ARQUITECTURA Y SERVICIOS Y LUEGO LA VERIFICACIÒN TECNICA EDILICIA, UNA VEZ POR AÑO, TAL CUAL OCURRE CON LA VTV...ES DECIR, COMO NOS ACOSTUMBRAMOS A LA VTV, NOS TENEMOS QUE ACOSTUMBRAR A LA VTE.